Archives for Cementerios

Arroyo

José A. Mari- Este cementerio se menciona en un documento de 1878, donde se comenta que tiene buenos mausoleos, y figura en un mapa de 1884. El enterramiento más antiguo corresponde a Pedro Boudens, fallecido en 1845. Las tumbas antiguas se encuentran en la periferia del camposanto, con el área central ocupada por enterramientos del siglo 20. Del muro original se conserva el frente y los comienzos de los muros laterales. La tarja colocada sobre la entrada lee: Mansión es esta de silencio y calma, que al hombre pecador tan solo aterra, aquí yacen los cuerpos en la tierra, y a nueva vida se despierta el alma . Seguir Leyendo

Arecibo

José A. Mari- Este cementerio se terminó hacia 1864, por lo que tiene varias lápidas antiguas, como las de María Brígida Mendoza de Tejada (1835), Lorenzo Martorell y Temple (1849) y Bernardina Martínez de Massanet (1851), que probablemente se trajeron del cementerio anterior. El monumento de José Borrel y Font (1868) y el de Juan Pio García (1868) parecen ser de los primeros enterramientos hechos en este camposanto. La sección antigua del cementerio conserva casi intacto su camino principal y varios de los panteones del camino transversal, así como varios nichos adosados al muro anterior y a uno de los muros laterales. Seguir Leyendo

Añasco

José A. Mari– Este cementerio se inauguró en 1890. Sus panteones antiguos se encuentran mayormente a lo largo del camino principal, que va desde el pórtico actual (construido en 1943) hasta la capilla. También es antigua una corta hilera de nichos y el muro del extremo norte del camposanto. El enterramiento más antiguo corresponde a José Ferrer y Gener, quien falleció en 1905. Le sigue Pilar Gómez de Bouet, fallecida en 1906. Seguir Leyendo

Aguadilla

José A. Mari– La entrada a este cementerio es una antigua estructura de ladrillo convertida en capilla y por cada lado de la misma se accede a un camino principal que se subdivide creando caminos secundarios. El camposanto tiene una lápida de 1815 pero está colocada en un panteón que parece haber sido construido hacia 1930. El enterramiento más antiguo que sin lugar a dudas fue hecho aquí data de 1843. Otro panteón muy antiguo pertenece a Ramón Méndez de Villar, Comandante del Fuerte de la Concepción. Al norte, fuera de la muralla, está el panteón de María de la Cruz Rodríguez de Silva. Este lugar parece ser el descrito en 1878 así: Hay otro cementerio de variolosos, cercado en madera, que tiene un lujoso mausoleo. Seguir Leyendo